El Parque Nacional del Gran Cañón

El Parque Nacional del Gran Cañón (Grand Canyon National Park) se encuentra en la región noroeste del estado de Arizona y abarca una área de casi 5000 kilómetros cuadrados.

Uno de los parques nacionales más antiguos de los Estados Unidos, fue declarado como Monumento Nacional el 11 de enero de 1908 por el presidente Theodore Roosevelt y luego como parque nacional el 26 de febrero de 1919 por el presidente Woodrow Wilson después de esfuerzos exitosos de movimientos conservacionistas para frustrar propuestas de represar el río Colorado en su interior.

Su atracción principal es el Gran Cañon, una impresionante garganta creada por el río Colorado que es considerada una de las siete grandes maravillas naturales del mundo. Tiene 445 kilómetros de largo, hasta 29 kilómetros de ancho y casi 2 kilómetros de profundidad en algunos lugares. Presenta una extensa variedad de capas de coloridas rocas que datan de la época precámbrica.

El clima en el Gran Cañón varía según la elevación y pueden afectar en gran medida la exploración del cañón. Las temperaturas varían enormemente durante todo el año con temperaturas máximas en verano que generalmente exceden los 37°C en el interior y temperaturas mínimas de invierno que a veces caen por debajo de los -15°C a lo largo de los bordes del cañón.

Para amantes de la observación de vida silvestre, el Parque Nacional del Gran Cañón alberga mapaches, comadrejas, gatos monteses, zorros grises, ciervos mula, borregos del desierto, leones de montaña, monstruos de gila, serpientes de cascabel y docenas de especies de aves.

Según estimados, el Parque Nacional del Gran Cañón recibe casi seis millones de visitantes cada año, convirtiendose en uno de los parques nacionales más visitados en los Estados Unidos.

Aunque muchas personas les gusta explorar el Gran Cañón montando mulas a través de senderos que conducen al fondo del cañon, visitantes también pueden hacer viajes flotando en el río Colorado en botes y balsas.

El acampar generalmente está restringido a campamentos establecidos y se recomienda reservar antes.

Dado su mejor acceso, varias instalaciones de alojamiento y múltiples opciones de senderos y paseos guidos, la mayoría de los visitantes ingresan al parque desde la parte sur, entrando por la Ruta Estatal 64 de Arizona.

Visitantes pueden optar por excursiones del Gran Cañon en helicópteros y pequeños aviones desde Las Vegas y Phoenix.

Publicidad
Artículos Recientes