26 de Agosto: Nacimiento de Santa Teresa de Calcuta

De pequeña estatura, firme como una roca en su fe, a Madre Teresa de Calcuta le fue confiada la misión de proclamar la sed de amor de Dios por la humanidad, especialmente por los más pobres entre los pobres. Fue un alma llena de la luz de Cristo, inflamada de amor por Él y ardiendo con un único deseo: “saciar su sed de amor y de almas”.

Teresa de Calcuta, de nombre secular Agnes Gonxha Bojaxhiu, nació el 26 de agosto de 1910 en el seno de una familia católica. La profunda religiosidad de su madre despertó en ella su vocación de misionera a los doce años. Siendo aún una niña, ingresó en la Congregación Mariana de las Hijas de María, donde inició su actividad de asistencia a los más necesitados.

Su Vida

Agnes descubrió su vocación desde temprana edad, y para 1928 ya había decidido que estaba destinada a la vida religiosa. Fue entonces cuando optó por cambiar su nombre a “Teresa” en referencia a la santa patrona de los misioneros, Teresa de Lisieux.

A los dieciocho años abandonó para siempre su ciudad natal y viajó hasta Dublín para profesar en la Congregación de Nuestra Señora de Loreto. Como quería ser misionera en la India, embarcó hacia Bengala, donde cursó estudios de magisterio y eligió el nombre de Teresa para profesar. Ejerció como maestra en la St. Mary’s High School de Calcuta hasta 1948, año en que obtuvo la autorización de Roma para dedicarse al apostolado en favor de los pobres.

En 1950 la Madre Teresa de Calcuta fundó la Congregación de las Misioneras de la Caridad, aprobada en 1965 por Pablo VI. Las integrantes de esta congregación, que debían sumar a los votos tradicionales el de la dedicación a los «más pobres de entre los pobres», lograron una rápida implantación en la India y en otros casi cien países del mundo; por su parte, la fundadora se movilizó contra el aborto y la eutanasia, en consonancia con la doctrina pontificia de Juan Pablo II.

Tras superar numerosos quebrantos de salud, falleció el 5 de septiembre de 1997 víctima de un paro cardíaco. Miles de personas de todo el mundo se congregaron en la India para despedir a la Santa de las Cloacas.

Santa Teresa de Calcuta
Fue beatificada en 2003 por Juan Pablo II. Su canonización fue aprobada por el papa Francisco en diciembre de 2015, después de que la Congregación para las Causas de los Santos reconociera como extraordinaria la curación de un brasileño enfermo en estado terminal.​ El acto oficial de canonización tuvo lugar en Roma en la mañana del domingo 4 de septiembre de 2016.

Fiesta de Santa Teresa de Calcuta
Desde el 2016, la iglesia católica celebra cada 5 de septiembre la fiesta de Santa Teresa de Calcuta.

Frases de la Madre Teresa de Calcuta:
No oro para el éxito, pido felicidad.
Da siempre lo mejor de ti, y lo mejor vendrá
La falta de amor es la mayor pobreza.
El amor para que sea auténtico, debe costarnos.
El trabajo sin amor es esclavitud.
Nunca sabremos todo lo bueno que una simple sonrisa puede llegar a hacer.
Si juzgas a la gente, no tienes tiempo para amarla.
Vive sencillamente para que otros puedan simplemente vivir.
Difunde el amor donde quiera que vayas. No dejes que nadie se aleje de ti sin ser un poco más feliz.
No siempre podemos hacer grandes cosas, pero sí podemos hacer cosas pequeñas con gran amor.
Las palabras amables pueden ser cortas y fáciles de decir, pero sus ecos son realmente infinitos.

Publicidad
Artículos Recientes