Mitos y Realidades sobre los Lentes de Contactos
junio 20, 2017 | Por - Norys Velez

lentes-de-contactosYa sea por moda, lujo, necesidad, de colores o transparentes, muchas personas usan lentes de contacto. Conoce más de ellos y conoce la realidad de los mitos que se tejen en torno a este útil objeto para la visión.

¿Cómo son?

Los lentes de contacto son lentes ópticos pequeños y ultra finos que se usan directamente sobre el ojo para corregir problemas de la visión (como miopía, hipermetropía, astigmatismo o presbicia). Los lentes de contacto pueden ser rígidos o blandos, pueden reemplazar a los anteojos o los lentes bifocales y acentuar o cambiar el color de tus ojos.

¿Quiénes pueden usarlo?

Casi todas las personas pueden usar lentes de contacto, incluso se le colocan a algunos bebés cuando tienen problemas de la vista! Casi todas las personas empiezan a usar lentes de contacto al inicio de la adolescencia, pero hasta los niños de 8 años pueden aprender a usar lentes de contacto y cuidar de ellos correctamente.

Mitos y realidades

MITO: Los lentes de contacto pueden perderse detrás del ojo.
VERDAD: De ninguna manera. Es físicamente imposible que un lente de contacto se pierda dentro de tu ojo ya que éste se encuentra cubierto por una membrana fina que lo conecta con el interior del párpado, por lo que el lente no puede moverse más allá de la superficie frontal del ojo.

MITO: Los lentes de contacto pueden fusionarse con el ojo.
VERDAD: Existen muchas leyendas urbanas que cuentan de lentes de contacto que se fusionan con el ojo o quedan pegados a éste. No hay nada de verdad en ninguna de estas historias.

MITO: Cuidar de los lentes de contacto es incomodo.
VERDAD: Los lentes de contacto son muy sencillos de utilizar y no presentan una molestia. Como todos los objetos delicados ameritan un cuidado especial, en este caso es imprescindible agua limpia, lugar adecuado para guardarlo, higiene, etc.

MITO: Los lentes de contacto pueden salirse o caerse del ojo y perderse.
VERDAD: Es algo que solía ocurrir hace muchos años con los lentes de contacto rígidos. Con los lentes de contacto modernos, el problema de que los lentes se caigan del ojo ya no existe.

MITO: Los lentes de contacto pueden provocar conjuntivitis y otras infecciones.
VERDAD: A veces se producen algunos problemas de salud por el uso de los lentes, pero en casi todos lo casos están relacionados con una falta de limpieza de los lentes u otro tipos de olvidos en el cuidado de los lentes.


Últimas Actualizaciones