Cómo irte del trabajo con buenas referencias laborales

Buenas-Referencias-LaboralesLas semanas finales en un trabajo son un poco incómodas. Si te vas por voluntad propia sientes, por un lado, emoción por el nuevo empleo, y por otra parte tristeza por las cosas y personas que dejas. Pero, si por el contrario, te vas porque el trabajo no te agrada resulta difícil no mostrar tu satisfacción.

Independientemente de las circunstancias de tu partida, hay reglas que debes seguir, aquí algunas muy importantes.

• No expreses una mala opinión de nadie, ni de tus compañeros de trabajo, pero mucho menos de tu jefe.

• Evita hacer llamadas a familiares o amigos para comentarles lo bien que te sientes de haber encontrado un trabajo nuevo y además mucho mejor que el actual.

• No trates de borrar el tiempo de antagonismo con tus colegas intentando ganarte su afecto en las últimas semanas de trabajo.

• No hagas comentarios de lo mal que te iba en la empresa que dejas. Evita quejarte del salario que recibías.

• Evita hablar de la empresa nueva a la que ingresarás a laborar. Tanto los comentarios buenos, como los negativos resultan innecesarios en tu todavía lugar de trabajo.

• No te despidas de tus colegas por correo. Ellos formaron parte de tu diario vivir, exprésales que te vas y con sinceridad manifiesta que lamentas no continuar laborando con ellos.

• No actúes como si ya estuvieras fuera de la compañía, recuerda que tus obligaciones siguen siendo las mismas hasta el momento de tu partida.

• Si te vas por voluntad propia, no renuncies a última hora. Avísale a tu jefe con anticipación para que tenga tiempo de buscar un reemplazo.

Publicidad
Artículos Recientes