Contaminación ElectromagnéticaEl 24 de junio se celebra el Día Internacional contra la Contaminación Electromagnética para concienciar a la población de los riesgos de esta contaminación invisible que puede tener consecuencias para la salud de las personas.

La contaminación electromagnética, también conocida como electropolución, se refiere a una exposición excesiva a los campos electromagnéticos generadas por equipos electrónicos como torres de alta tensión, transformadores, antenas de telefonía móvil y electrodomésticos. Este tema ha sido de gran interes dado el creciente número de antenas wifi en todo tipo de edificios incluyendo colegios, hospitales y domicilios particulares.

Hay estudios científicos que advierten que la contaminación electromagnética aumenta el riesgo de cáncer, daños genéticos, afecciones neurológicas, trastornos de memoria y otros efectos perjudiciales en el bienestar de los seres vivos en general. Las personas que sufren de electrosensibilidad pueden presentar síntomas como dolores de cabeza, mareos, confusión mental, náuseas, cansancio, calambres y palpitaciones.

Para evitar la contaminación electromagnética, se recomienda:

– Poner el móvil en modo avión cuando se pueda, particularmente de noche.

– En vez del wifi, usar los cable para las conexiones a Internet en el hogar o trabajo.

– No abusar de los aparatos inalámbricos.

– No usar vigilabebés inalámbricos o dejar el móvil cerca de los bebés y los niños.

Aunque exposición a algunos campos electromagnéticos a intensidades muy elevadas como las microondas pueden presentar efectos adversos para la salud, la Organización Mundial de la Salud ha declarado que los niveles promedio de intensidad no afecta a los seres humanos.