La Zona Colonial de Santo Domingo, un refugio para corazones bohemios

Situado en las orilla oeste de la desembocadura del río Ozama, la Ciudad Colonial o Zona Colonial es el distrito histórico de la ciudad de Santo Domingo, y el asentamiento europeo más antiguo del Nuevo Mundo.

Originalmente el asentamiento fue establecido en al año 1496 por Bartolomé Colón, el hermano de Cristóbal, en la orilla oriental del Río Ozama. Después de ser arrasada por un huracán en 1502, el poblado fue reubicada y fortificado en la orilla oeste.

El asentamiento fue el primer centro político y cultural del imperio español en el Nuevo Mundo.

Dado su impresionante colección de edificios coloniales y sitios históricos, la Zona Colonial es la principal atracción turística de Santo Domingo.

Alcázar del Colón. La antigua residencia del virrey y gobernador Diego Colón es uno de los museos más visitados de Santo Domingo, y cuenta con una colección de muebles, obras de arte y tapices de la era colonial.

Parque Independencia. Este parque histórico fue el escenario de la proclamación de la Independencia Dominicana en el año 1844. Dentro del parque, está el Altar de la Patría, un mausoleo de mármol blanco que alberga los restos de los fundadores de la República Dominicana: Juan Pablo Duarte, Francisco del Rosario Sánchez y Matías Ramón Mella.

Calle Las Damas. La calle pavimentada más antigua de las Américas está bordeada por muchos monumentos importantes de la Zona Colonial: la Fortaleza Ozama, la Casa de Bastidas, la Casa de Nicolás de Ovando, el Panteón Nacional y el Museo de las Casas Reales.

Calle El Conde. Esta calle peatonal es una de las principales vías de Santo Domingo que conecta el Parque Independencia con el Parque Colón, y está llena de tiendas, pequeñas plazas, hoteles, restaurantes y lugares turísticos.

Fortaleza Ozama. Ubicado en la Calle Las Damas, este castillo de estilo medieval es la construcción militar europea más antigua en las Américas. Fue construido para proteger el puerto y la ciudad de Santo Domingo.

Catedral Primada de América. Ubicado entre las calles Arzobispo Meriño e Isabel la Católica, la catedral más antigua de las Américas combina elementos de la arquitectura gótica y barroco. Se destaca por su solida fachada de piedra calcárea, 14 capillas, bello altar y un vasto tesoro artístico.

Museo de las Casa Reales. Esta enorme edificación colonial fue construida para albergar las oficinas administrativas de las colonias españolas en las Américas. Hoy en día, es un museo que muestra la historia y la cultura de los habitantes de la Española durante la época colonial.

Monasterio de San Francisco. Construido en el año 1508, esta enorme estructura es el primer monasterio del Nuevo Mundo. A lo largo de los siglo, ha sido azotada por terremotos, huracanes y la guerra, Actualmente, las ruinas han sido el escenario de diversos eventos culturales y sociales.

Puerta de la Misericordia. También conocido como la Puerta Grande o Puerta de Santiago, la primera puerta de la ciudad de Santo Domingo recibió su nombre actual por ser un punto de encuentro para pedir mesericordia a Dios después que la ciudad fue azotada por un terremoto en el año 1842.

Casa de Nicólas de Ovando. La antigua residencia del gobernador de la Española es un lujoso hotel que es popular con turístas dado su cercanía algunos de los sitios turísticos más destacados de la Ciudad Colonial.

Convento de los Dominicos. Una de las primeras iglesias y conventos del Nuevo Mundo se convirtió en el año 1538 en la primera universidad de las Américas. Esta edificación católica presenta una mezcla de estilos arquitectónicos incluyendo gótico y barroco.

Parque Colon. El parque central de la Zona Colonial bordea la Catedral Primada de América, y en el centro presenta una estatua de bronce de Cristóbal Colón.

Panteón Nacional. Este ejemplo de arquitectura neoclásica-renacentista fue originalmente una iglesia jesuita, pero ahora sirve como un mausoleo donde conservan los restos de algunos de los personajes más distinguidos del país.

Publicidad
Artículos Recientes