La Exfoliación Garantiza la Belleza de tu Piel
septiembre 28, 2017 | Por - admin

A pesar de ser indicada para diferentes partes del cuerpo, el beneficio es el mismo: remover la piel muerta para mejorar el aspecto. Generalmente hecha en el baño, ayuda a aumentar la sensación de limpieza de la piel.

La exfoliación puede ser hecha de dos maneras. La más común, y generalmente hecha en casa, es la mecánica, que no es más que frotar la piel con productos con partículas exfoliantes, como cristales de sílice o bolas de polietileno, o creando roce con accesorios, como una esponja.

Es posible también hacer la exfoliación química pero el proceso es diferente. Ácidos aplicados directamente en la piel, los más comunes son los retinoico y salicílico, provocan una renovación celular más acelerada, haciendo con que las células lleguen más rápido a la capa más externa. Ese tipo normalmente es hecho o supervisado por un médico dermatólogo.

La exfoliación mecánica puede ser hecha en casa, con productos comprados en supermercados, farmacias o tiendas especializadas. Aún sin restricción, es necesario tener cuidado para no exagerar en la dosis.

La recomendación es hacerla dos veces por semana en el cuerpo y una en el rostro. Para que un producto tenga una acción exfoliante, debe contener partículas que son percibidas en el contacto.

Hay productos disponibles que contienen partículas menores, pero el resultado es una exfoliación más suave. La especialista alerta de los productos que prometen exfoliar por medio de ácidos contenidos en la fórmula. “Tiene porcentajes bajos de la sustancia que sólo haría efecto en concentraciones mayores”.

Hay disponibles en el mercado productos en crema, gel o hasta los que ya sustituyen los jabones y realizan también la limpieza. El uso de todas las versiones con la piel húmeda ayuda a reducir el roce y evitar irritaciones.


Últimas Actualizaciones